miércoles, julio 29, 2015

Los tipos de personalidad de Jung




El psicólogo y psiquiatra suizo Carl Jung dividió a las personalidades en Introvertidos y extrovertidos.

La personalidades se caracterizan por centrarse en los pensamientos propios en un extremo o ser aventurero y sociable.


Todos nos sentimos únicos en cierta forma, con personalidades diferenciadas de los demás. "Yo soy irrepetible", dicen los presuntuosos; "Yo, un bicho raro", replican los que están más bajos de autoestima.

Es difícil saber cuán original es uno, pero si no te identificas con ninguno de los ocho tipos de personalidad que describió el doctor Carl Gustav Jung, quizás puede que en verdad hayas roto el molde al nacer y seas verdaderamente genuino.

Es un buen momento para comprobarlo, ya que este domingo 26 de julio se cumplen 140 años del nacimiento del psicólogo y psiquiatra suizo (1875-1961), una de las figuras clave del psicoanálisis y un influyente ensayista que fundó la psicología analítica, también llamada de los complejos o psicología profunda.

El hombre que significó un antes y un después para Jung  fue el padre del psicoanálisis, Sigmund Freud, al que conoció en 1907.

En su primer encuentro, maestro y discípulo quedaron inmediatamente cautivados el uno por el otro. Se dice que su primera conversación duró 13 horas.

Jung estaba impresionado por el concepto de Freud de la represión de las ideas y deseos en el inconsciente como mecanismo de defensa y por sus teorías de interpretación de los sueños.

Sin embargo, el encanto no duró. En 1913 rompieron su colaboración por las diferencias de Jung sobre la importancia del trauma sexual en ese concepto de represión.

A partir de 1916 comenzó la formulación de sus conceptos sobre la estructura del inconsciente, dejando una vasta obra, como explica la Asociación Internacional de Psicología Analítica.
Los tipos de personalidad

De sus teorías han quedado conceptos de uso común como inconsciente colectivo, arquetipos, los complejos... conceptos usados no sólo por la gente común, sino tenidos en cuenta por literatos, artistas y filósofos para desarrollar sus obras.

Pero uno de los legados más importante en psicología son los estudios de la personalidad.

¿Han oído alguna vez los conceptos de introvertido o extrovertido? Fueron acuñados por Jung y abren la puerta a su teoría de los tipos de personalidad, junto a las funciones racionales del ser humano (pensar y sentir) y las irracionales (percibir e intuir).

Jung dividió el mundo entre introvertidos y extrovertidos.

A saber, los primeros son tímidos, se retraen de la compañía; Jung pensaba que dirigían su atención y su "líbido" (energía) al interior, hacia sus propios pensamientos y estados internos.

Y los extrovertidos son sociales, dirigen su energía hacia la gente "y las experiencias del mundo".

Desde esas premisas se constituyen los ocho tipos de personalidad de Jung:
1. Pensamiento-introvertido: Interesado en las ideas en lugar de los hechos, le importa la realidad interior y pone poca atención en las personas.

"Es muy terco y tenaz para defender y llevar a cabo sus ideas, pero a la vez es influenciable y explotable fácilmente, porque no percibe las intenciones ajenas por la poca relevancia que da a lo externo", dice  Rafael Navarro en un trabajo de la Universidad de Valencia.
2. Sentimental-introvertido: Es un tipo de persona ligeramente reservada, pero simpática y comprensiva con los amigos cercanos u otros que lo necesiten. "Es amoroso pero no demostrativo" de esa condición. "Se percibe callada, inaccesible, difícil de comprender y melancólica", explica Navarro.

3. Sensación- introvertido:Pone énfasis en la experiencia subjetiva, en lugar de los hechos por sí mismos. Se nutren de sus impresiones sensoriales y viven inmersos en sus sensaciones internas. Es un perfil típico de músicos y artistas, opina Cloninger. Pueden vivir en un mundo irreal.

4. Intuición- introvertido: Está interesado con las posibilidades futuras más que en lo que actualmente está presente.Está en contacto con su inconsciente. Son soñadores.

5. Pensamiento-extrovertido: Es un individuo interesado fundamentalmente en los hechos y a partir de ahí elabora sus teorías. Reprime la emoción y los sentimientos. Descuida a los amigos y a sus relaciones sentimentales.

"El tipo reflexivo extravertido no solo se subordina a su fórmula para tomar decisiones, sino que pretende que lo hagan así, por su propio bien, cuantos le rodean", escribió Jung.

6. Sentimiento-extrovertido: Perfil muy interesado en las relaciones humanas, se ajusta al ambiente social. Jung consideraba que se da con frecuencia en las mujeres: "Es amado el hombre que conviene y no otro", escribió Jung.

"Su actividad intelectual está restringida a lo que sienten", opina el psicólogo de la Universidad de Valencia.

7. Sensación-extrovertido: Pone énfasis en las percepciones que le provocan las realidades tangibles. Manifiesta una tendencia acusada a la búsqueda del placer, explica Cloninger.

Es un tipo que necesita cambiar de estímulos constantemente y atribuye un valor incluso mágico a los objetos de una forma inconsciente, opina Navarro.

8. Intuición-extrovertido: Aventurero. Su interés por una cuestión permanece hasta que consigue el objetivo, luego necesita nuevas perspectivas.

Tiende a entusiasmar a otros en sus proyectos y suelen ser carismáticos.

"La moralidad del intuitivo no es intelectual ni sentimental. Tiene su moral propia, que es la fidelidad a su intuición y el sometimiento voluntario a su fuerza. Es escasa su consideración por lo que se refiere al bienestar de los que lo rodean", explicó Jung en su obra.

Estos tipos de personalidad de Jung son el fundamento de los importantes test Myers-Briggs, que se utilizan en terapias para ayudar a una persona a identificar algunas de sus preferencias personales más importantes, explicó a la BBC el filósofo Mark Vernon.



Constantemente estamos siendo bombardeados por escuelas, cursos, maestros y programas que nos ofrecen la última y mejor meditación, la que superara todas tus expectativas, la que está por encima de todas las demás.
Entonces tienes dudas: será que esta que practico es la mejor, que tendrá de bueno aquella otra. En definitiva cual es la que más me conviene

La mejor meditación es aquella en la que crees y la que practicas de forma constante, la que te da tranquilidad y contento, la que te permite conectarte con el aquí y con el ahora, aquella que te posibilita estar más fresco, fluido y creativo en tus labores, la que te entrega descanso, aquella que puedes hacer en cualquier lugar, como decía Joan Borysenko la que sientes como una mini -vacación en tu bolsillo.

La meditación es maravillosa porque nos permite recordar que somos luz y que somos divinos, nos conecta con la esencia que perdimos o mejor que hemos olvidado.

EL HOMBRE Y SUS CONFLICTOS SEXUALES








¿Tienes conflictos al intimar con tu pareja? ¿Sientes que en algo estas mal pero no sabes qué es?


“Toma conciencia del conflicto emocional que hay detrás y vuelve a conectarte con tu sexualidad”

Disfunción eréctil, impotencia, eyaculación precoz, próstata… desde la Memoria Emocional

Los problemas que le impiden realizar el acto sexual a un hombre le recuerdan que desea hacerlo, pero él se bloquea inconscientemente. Puede ser que se sienta culpable o que algún miedo se lo impida. También es posible que sea un hombre que no cree merecer sentir placer, y no únicamente en el plano sexual. Como la energía sexual es la energía necesaria para crear un hijo, también es un símbolo de la capacidad de una persona para crear su vida.

Este mensaje también puede indicarle a este hombre que siente miedo de llevar su vida como se le antoje o se siente culpable por ello. Si tienes este problema, tu cuerpo te dice que te concedas el derecho de hacer el amor y de disfrutarlo. Deja de crearte miedos o culpas. Todo lo que hayas aprendido con respecto a la sexualidad no es necesariamente cierto para ti.

El acto sexual es un maravilloso medio de comunicación y de expresión de tu amor hacia la persona amada.

Aprende a utilizar tu pene con amor y retomará con placer sus funciones naturales. Ha llegado el momento de que te aprecies más y te permitas sentir placer; no sólo en la vida sexual, sino en todas las áreas. Tienes todo lo necesario para crear; se trata de que te decidas a hacerlo y te permitas utilizar tu poder creador.

EYACULACIÓN PRECOZ: La eyaculación precoz es un trastorno en la fase del orgasmo durante la relación sexual.

La eyaculación precoz representa el miedo inconsciente que el hombre tiene a disfrutar de copular, miedo a ser sorprendido o descubierto por el depredador. Teme que llegue “alguien” y lo cache, lo regañe, lo sorprenda, lo incomode, lo interrumpa.

eyaculación-precoz-relación-sexual-clímax

Este conflicto responde casi en un 95% a un miedo tremendo de ser “atrapado por el padre” en el acto sexual (inconsciente). En su mayoría únicamente lo padecen hijos de padres castrantes, duros, dominantes.

Se trata de un hombre cuyo padre muere de miedo (consciente o inconscientemente) al sentir que el hijo puede desbancarlo, quitarle su lugar “de poder” en la familia. Por eso, el padre acecha al hijo y el hijo simplemente, jamás se siente con la paz y la tranquilidad de disfrutar plenamente de un acto sexual. No hay tiempo. Es un hombre “castrado” por su propio padre.

Resentir:

“Cuando tengo relaciones sexuales estoy en peligro”. “Date prisa, ya vienen a sorprenderte”. “El sexo debe ser rápido o me atrapan”. “No tengo derecho a ser un hombre, a expresarme sexualmente”. “No tengo derecho a ser hombre, mi padre me castra”

¿Cómo libero esa emoción biológica?:

Tomar conciencia de que mi padre, el depredado no llegará.

Fortalecer mi autoestima y saberme capaz de disfrutar del sexo.

Aceptar que mi padre o mi depredador no están aquí.

Perdonar a mi padre por su carácter o sus miedos.

Madurar emocionalmente y retomar la responsabilidad de mi vida.
Como observamos este conflicto desde la biología, hagamos referencia a los animales en la naturaleza. Algunos animales, copulan rápidamente porque saben que en cualquier momento puede llegar el depredador y matarlos, como los conejos que tienen muchos depredadores. ¿Qué pasa si aplicamos ese principio a un hombre? Lo mismo.

Por otro lado, al rinoceronte ¿Quién lo va a atacar? Este animal se toma todo el tiempo del mundo, y dura mucho tiempo realizando la cópula. Por esto los chinos tienen la creencia de que el cuerno del rinoceronte es afrodisíaco.

Ésta es la temática de la eyaculación precoz: “entro y me voy, porque hay depredadores”.

Pero a nivel humano no hay depredadores, los leones están en el zoológico. ¿Quién es el depredador? El padre. Clásicamente es el padre, a nivel reproductor, pero a veces, también puede ser la madre.

A nivel arcaico es muy simple. Pero cuando empezamos a hablar de los humanos, se complica, porque nosotros trabajamos mucho con lo simbólico. El león cuando no tiene qué comer tiene hambre. Pero nosotros podemos tener hambre después de haber comido: hambre de amor, alimento emocional.

La eyaculación precoz o eyaculación prematura puede estar también vinculada a mis primeras experiencias sexuales. Cuando me masturbo, me siento culpable porque lo siento como siendo “malo” o “prohibido”. Me doy prisa por lo tanto en alcanzar la eyaculación. El placer de lo prohibido siempre ha tenido una atracción muy fuerte e, incluso de modo inconsciente, intento volverlo a vivir.

También puede que me imponga presiones y nerviosidad en mi deseo de resultado óptimo. Quiero probarme a mí y a mi pareja “lo que soy capaz de hacer”, con resultados opuestos y frecuentemente inesperados. Debo relajarme y volver a aprender el placer sexual vinculado a la masturbación o en pareja, en un clima libre de coacciones y culpabilidad.

IMPOTENCIA, DISFUNCIÓN ERÉCTIL:

La impotencia en el hombre es un trastorno bastante frecuente que se caracteriza por la imposibilidad de lograr una erección que permita la realización de la cópula.

Está relacionada con la presión, tensión y culpa sexuales. Convenciones sociales. Despecho contra una pareja anterior. Miedo de la madre.

Todo hombre fue, es o será impotente en una época cualquiera de su vida; de hecho, la erección es un fenómeno frágil. Cuando se presenta no debe ser considerada como una tragedia ni ser ridiculizada. Por el contrario, es importante que este hombre averigüe en qué situación se sintió impotente, que descubra qué ocurrió antes de experimentarla.

Perder la erección en varias ocasiones con la misma mujer puede tener su origen en el hecho de que ella se haya convertido en la madre de este hombre o que él no quiera manchar a la mujer amada. También puede ser una forma inconsciente de castigar a su pareja.

Esta impotencia sexual se presenta en tu vida para mostrarte que crees que eres impotente ante una situación determinada (a nivel emocional, familiar, laboral, estudios…) y que esta creencia te perjudica. A menudo sucede que una persona se siente así porque quiere demasiado para otra; es bueno dejar que los demás resuelvan sus propios problemas.

Si sufres de impotencia a causa de una mala experiencia sexual anterior, tu cuerpo te dice que no te conviene seguir creyendo que esa experiencia va a seguir repitiéndose. Sólo tú, al creer en ella, puedes materializarla. Es bien sabido que nos sucede aquello en lo que creemos.

Si utilizas la impotencia sexual para castigar a tu pareja (consciente o inconscientemente), entiende que eres tú quien se castiga, porque al bloquearte físicamente bloqueas también tu energía creativa. Esta actitud alimenta tu ego, pero no a tus relaciones.

Si como hombre soy incapaz de obtener o mantener una erección durante una relación amorosa, entonces padezco impotencia. Esto me lleva seguramente a vivir insatisfacción en mis relaciones sexuales.
En el nivel médico, aunque la impotencia pueda ser orgánica, es decir proceder de una causa física o proceder de un aspecto psicológico, debo considerar desde el punto de vista metafísico que la causa procede de un factor psicológico o metafísico (más allá de lo físico), incluso inconsciente.

La impotencia frecuentemente está vinculada al miedo de abandonarse a una mujer (o a un hombre si mis relaciones sexuales se hacen con un hombre) y también de perder el control frente a sí mismo o frente a la otra persona.
disfunción

Siendo hombre, frecuentemente tengo muchas responsabilidades y puedo vivir mucha tensión y estrés en el trabajo, y la sociedad en general me pide que tenga excelentes resultados. Transponiendo esta petición en mi sexualidad, puedo sentir una presión sexual que me empuja a optimizar y crea una gran tensión interior que me “hace perder mis medios”.

Al no atreverme a hablar de ello con mi pareja, me pongo a vivir mucha culpabilidad, confusión hasta tener miedo de perder a la otra persona. Una gran angustia sentida durante mis relaciones amorosas puede provocar este bloqueo que me hace vivir impotencia. Esta angustia puede proceder del hecho que, durante una relación sexual, estoy más en contacto con mi aspecto afectivo.

Como hombre, no estoy acostumbrado a maniobrar con mis emociones. Estoy en contacto más consciente con mi hijo interior herido que puede vivir inseguridad, miedo, rechazo, incomprensión. Así que si en mis relaciones amorosas anteriores tuve la sensación de vivir fracasos que me parecieron desvalorizantes, entonces podré no sentirme “a la altura” de la situación durante una próxima relación sexual.

Mi inseguridad, mi sentimiento de incapacidad y fracaso, de odio de mí, de culpabilidad o de negligencia puede llevarme también a vivir impotencia. Puedo vivir la marcha de mi mujer como una separación tanto en el plano emocional como físico. Como que el contacto sexual ya no es posible, mis órganos sexuales pierden su sensibilidad.

También la impotencia puede tener su origen en un suceso pasado que me marcó: pueden haber abusado de mí físicamente o psicológicamente en la tierna infancia; puedo guardar rencor frente a una relación afectiva anterior, teniendo la sensación de que he sido víctima de una traición.

La impotencia es también un modo de tener poder sobre el otro reteniendo sexualmente a una pareja que abusa o pide demasiado. Puedo tener la sensación de que mi territorio (mis posesiones, mi entorno inmediato, lo con lo cual me identifico) está en peligro. Puedo tener una pérdida de interés para las mujeres en general, lo cual se transpondrá en el plano físico si perdura el desinterés.

Si identifico mi pareja con mi madre (puede ser un complejo de Edipo inconsciente al tener una madre ausente o sobreprotectora), si ésta ocupa un lugar demasiado importante en mi vida, sometiéndome a ella y teniendo miedo de disgustarle, sintiéndome impotente en hacerla feliz y complacerla, esto podrá transformarse en impotencia sexual.
VESÍCULA SEMINAL:

Conflicto de pérdida de territorio, desde un lado sexual y/o afectivo. Frustración sexual. Hijo de padre castrante, arbitrario, duro, frío, rígido.

Resentir: “Cuando hago el amor estoy en peligro”. “No tengo derecho a ser un hombre, a expresarme sexualmente”. “Tengo que hacer el amor rápido, antes de que me descubran”.

ÚLCERA EN LA VESÍCULA SEMINAL:

Conflicto de territorio. Conflicto biológico de pérdida de territorio o del contenido del territorio (la compañera abandona el territorio).

Presión, tensión y culpa sexuales. Convenciones sociales. Despecho contra una pareja anterior. Miedo de la madre.

PRÓSTATA:

Los problemas de la próstata son mucho más frecuentes después de los 50 años. Le indican a quien los sufre que deja que le moleste una situación en la cual siente impotencia, una situación que no puede controlar a su antojo. Se cansa de la vida. Estos problemas le indican que no puede controlarlo todo en la vida y que a veces el universo nos envía situaciones que nos ayudan a soltarnos con el fin de crear otra cosa mejor.

Cuando el hombre experimenta un sentimiento de impotencia, al mismo tiempo su libido disminuye. Esta disminución es simplemente un reflejo de lo que sucede en su interior.

Tu problema de próstata tiene como finalidad ayudarte a restablecer contacto con tu poder de crear tu vida. Deja de creer que porque envejeces, eres menos poderoso y menos capaz de crear. Es cierto que el cuerpo se deteriora con el tiempo y ello es natural. Sin embargo, esta es la ocasión ideal para que utilices todas las fuerzas emocionales y mentales que has adquirido con el paso de los años y crees otra cosa, permitiendo que los más jóvenes te ayuden físicamente. Debes dejar de creer que porque decides delegar, pierdes valor. Al contrario de eso se llama sabiduría.

Si tengo una dificultad en la próstata, debo preguntarme si vivo dificultad y culpabilidad frente a mis nietos o frente a mis propios hijos que, incluso adultos, son aún para mí, unos “pequeñines” y “frágiles”. Tengo miedo de que éstos estén en peligro, bien moralmente bien físicamente, y sobre todo frente a cualquier situación que puede estar vinculada con la sexualidad y que aparece a mis ojos como sucia o que sale de las normas habituales y establecidas por la sociedad. Si no tengo hijos ni nietos, la dificultad puede vivirse con un sobrino o un niño del barrio que considero “como formando parte de la familia”.

Aprender a hacer confianza y el hecho de tener miedo de que suceda algo grave o algún daño a la gente a quien amo sólo atrae más el objeto de mi temor.

Otro conflicto muy común cuando la próstata está afectada, tiene relación con algo “fuera de las normas, sucio” y que tiene que ver con la sexualidad, no es el hecho de hacer el amor o no.

Ejemplo: Un señor tiene un cáncer de próstata, su mujer no quiere tener relaciones sexuales. Éstas son muy escasas y no satisfactorias. El “no puede” tener relaciones y busca otras. Su secretaria es muy guapa y él busca conquistarla. Ella no accede a sus peticiones y sigue la impotencia y el “no poder” tener relaciones sexuales.

Cuando existe esta problemática de no poder, el inconsciente biológico hace la próstata más grande (tumor, más células). Es: “fuera de las normas, sucio” y tiene que ver con la sexualidad pero no técnica, sino más bien con el órgano sexual.

Otro ejemplo más sutil, que se encuentra bastante frecuentemente en el adenoma o el cáncer de próstata, es cuando hay una gran diferencia de edad entre el hombre y la mujer, es: “fuera de las normas”.

Esto está fuera de nuestras normas. Lo aceptado en la norma judeo-cristiana es que el hombre sea un poco mayor que la mujer, algunos años es soportable. Pero cuando hay una gran diferencia está fuera de la norma. Si el hombre tiene 60 años y la mujer 20 o menos, hay gente que lo encuentra sucio y dicen: “que hace este viejo con la joven”.

Obviamente es sexual, porque tienen relaciones, pero lo que se nota más es que es una relación entre alguien que es como un padre y su hija. No son dos jóvenes que se quieran de amor.

prostata

En el adenoma o el cáncer de próstataes muy frecuente la diferencia de edad. Es menos frecuente que la mujer sea mucho mayor que el marido.

Esta diferencia de edad provoca el conflicto clásico de: “no seré capaz de satisfacer a esta mujer”.

Por ejemplo, si el hombre es mayor y la mujer más joven, a nivel sexual técnico pide más y el tiene el miedo de no poder hacerlo bien. Pero, para un hombre arcaico, hacerlo bien significa eyacular suficientemente. ¿Quién da la cantidad de semen? La próstata. Entonces hay un conflicto: “voy a ser un varón a la altura de mi joven hembra”. Pido a mi próstata trabajar más y voy a multiplicar las células. Entonces aparece un adenoma o un cáncer, según la intensidad del conflicto. “¿Voy a ser competente o no?”.

La próstata está vinculada al sentimiento de potencia y capacidad sexual. Ya que son frecuentemente los hombres mayores que padecen de trastornos de la próstata, debo preguntarme: ¿Estoy satisfecho y a gusto en mi sexualidad? ¿Vivo frustración, impotencia o quizás incluso confusión de cara a mi sexualidad y también frente a mi búsqueda de una pareja quizás más joven? ¿Sería mejor dejarlo todo?.

Quizás ahora me siento inútil, ineficaz, incapaz de ser un “hombre verdadero”. Vivo el miedo intenso de no estar en las normas sexuales implantadas por la sociedad.

Aprender a des culpabilizarme y a dejar de estar tenso en cuanto a la “excelencia” que requiere la sociedad por parte mía.
Tomar consciencia de mi valor no según mis “hazañas sexuales” sino mirando todas las bellas cualidades humanas que poseo.

CAÍDA DE PRÓSTATA:

Cuando cae la próstata, ejerce una gran presión sobre la vejiga. Indica que tengo dificultad en soltar los sentimientos de inutilidad que me he construido interiormente, la orina representando la liberación de mis emociones negativas. Reconozco cada vez más mi valía y sé que mi contribución a la sociedad es inestimable.

PROSTATITIS:

Puedo vivir decepción o frustración, bien frente a lo que mi pareja espera de mis proezas sexuales, bien frente a mí mismo porque me culpo por no ser más “viril”, más “excelente”. Opino que soy viejo, “inútil, “acabado”. Es pues importante que acepte que mi sexualidad puede haber cambiado y evolucionado con el tiempo, pero que puede ser igual de excitante y completa.

LOS TESTÍCULOS:

El testículo como productor de espermatozoides, indica un grave conflicto de pérdida: “he perdido algo muy importante para mí”, como la muerte de un hijo por ejemplo, hay un grave conflicto de pérdida a nivel vital. En la función hormonal encontramos conflictos relacionados con la seducción

Las dificultades que siento con mis órganos genitales me manifiestan un miedo, o una culpabilidad, vergüenza, desconfianza, pesares, ira… Esta área está vinculada a mis gónadas (los testículos en el hombre, los ovarios en la mujer) y la energía sexual vinculada a la sexualidad es muy poderosa ya que tiene por primer objetivo perpetuar la especie.
Puede que use esta energía con malas intenciones. La noción de placer vinculada a la sexualidad me pone en contacto con una de mis necesidades fundamentales, el placer, y me conecta con mi niño interior herido. Así, mi sexualidad puede llevarme a poner en evidencia estos miedos, estas heridas, estos rechazos que forman parte de mí.
Puedo no aceptarme en el cuerpo (sexo) que soy, puede que viva un conflicto interior entre mis deseos físicos y los de orden religioso o espiritual; si me da miedo decir “no” y si tengo relaciones sexuales para evitar estar rechazado, miedo a perder el amor de una persona, sólo con un objetivo egoísta… todas estas situaciones pueden llevarme a tener dificultades a este nivel.

Existe una confusión o un conflicto interior, una dificultad en la comunicación y el compartir. Siempre me siento respetado, considerado y tengo dificultad en dar confianza a la gente.

Si mis padres deseaban a una hija y que soy un niño o viceversa, o bien que a mí mismo, me hubiese gustado más ser del otro sexo, esto me puede conducir a vivir problemas genitales porque rechazo una parte de mi sexualidad y puede que me sienta culpable de ser quien soy. Debo quitar toda culpabilidad para que mi sexualidad se vuelva la expresión de mis cualidades amantes y de la atención que llevo a los demás.

Es importante que el amor sea presente en mis experiencias sexuales y también cada vez que me mire en un espejo para aceptarme cada vez más tal como soy.

NO TE HAGAS ESTO




A veces el cambio significa hacer cosas otras, dejarlas de hacer. Revísate con esta lista:



1. No pases tiempo con las personas equivocadas, sí con las verdaderas.

2. No huyas de tus problemas, enfréntalos.

3. No te mientas, agrandas tus problemas.

4. No dejes tus necesidades para el final. Tú eres lo más importante.

5. No trates de ser ese que no eres. Sé genuino.

6. Suelta el pasado, trae basura emocional

7. No le temas a tus errores, ¡te enseñan tanto!

8. No te culpes por los errores del pasado. 
¿Qué aprendiste?

9. No compres la felicidad, tendrás las manos vacías

10. No busques la felicidad en otros, está dentro de ti,

11. No pienses tanto, actúa.

12. No te quedes en tu zona de confort, ¡sal!

13. No te involucres con alguien por razones equivocadas, te arrepentirás.

14. No pongas el filtro de la relación pasada a la de hoy. Éste es diferente.

15. No compitas con otro, el reto es contigo.

16. No a los celos, a la envidia. Cuenta tus bendiciones.

17. No poses de víctima, cada experiencia tiene un propósito.

18. No seas rencoroso, te daña a ti.

19. No seas complaciente, pregúntate ¿qué logro?

20. No des explicaciones, sigue tu corazón.

21. No sientas culpa por tu descanso. ¡Convoca la creatividad!

22. No pases de largo la belleza de las pequeñas cosas. Déjate asombrar.

23. No busques la perfección, es una utopía que enferma.

24. No sigas el camino más fácil, perderás tus talentos.

25. No reprimas tus lágrimas, permítete: a veces las cosas van mal.

26. No culpes a los otros, asume la responsabilidad.

27. No seas el hombre, la mujer orquesta, drenarás tu energía.

28. No te preocupes. Pregúntate ¿tendrá valía esto dentro de un año?

29. No seas tremendista, saca tu foco de lo que no quieres, ¿qué quieres?

30. No seas ingrato, agradece, tus bendiciones se multiplicaran.

domingo, julio 26, 2015

Mandamientos de las flores de Bach



Impatiens: No te acelerarás. Respetarás los procesos
Clematis: Estarás presente en el presente. ¡ No soñarás!
Mimulus: No tendrás miedo a involucrarte
Water Violet: Convivirás con otros
Scleranthus: Integrarás las polaridades
Cerato: Escucharás tu intuición
Centaury: No postergarás tu vida por servir a otros
Chicory: No corregirás ni manipularás ni impondrás tus afectos
Agrimony: No buscarás agradar siendo deshonesto emocionalmente
Gentian: No calificarás las experiencias
Vervain: No impondrás tu entusiasmo y tus ideas a otros
Rock Rose: Descubrirás quién eres realmente

sábado, julio 25, 2015

Cómo tener una mente sólida y poderosa



Las personas solidas tienen comportamientos que puedes modelar e implementar en tu vida.

1. No peleo: cuando alguien se porte mal conmigo o me hace daño, no me lo tomo personal, me pongo en su lugar y miro las cosas metiéndote en los zapatos del otro. El rencor y el resentimiento me dañan sólo a mí. Cabeza fría es lo mejor para solucionar un conflicto. Cuando grito me salgo de casillas y muestro mi debilidad.

2. Sí, quiero que me ayudes: las cosas resultan más fáciles cuando me atrevo a pedir ayuda a otros, no me muestro suficiente, acepto que con la ayuda del talento de otro puedo hacerlo de una mejor manera, acallo mi ego y pido ayuda, aprendo.

3. Me disculpo: no temo pedir disculpas por un fallo, por un error, por una palabra mal dicha, por una acción indebida. Me hago responsable de mis actos, soy un ser humano en crecimiento.

4. No juzgo: jamás hago presuposiciones sobre algo o sobre alguien sin tener certidumbre de ello, hago caso omiso de las habladurías.

5. No te envidio: el éxito de los demás me estimula a luchar por mis retos.

6. Tengo mente abierta: para escuchar las opiniones contrarias a mi pensamiento, abrazo la diversidad y estoy dispuesto a escuchar lo que el otro quiere decir.

7. Soy desinteresado: puedo ayudar sin esperar nada a cambio. Una cerilla no pierde nada por encender otra cerilla.

8. No complazco a todo el mundo: no puedo complacer a Dios y al diablo, soy genuino digo no, cuando alguien trata de hurtar el tiempo que he destinado para mí.

9. El mundo no me debe nada: todo lo que recibo es ganancia, es fruto de mi trabajo y esfuerzo, soy agradecido.

10. Amo el cambio: el cambio hace parte de la dinámica de la vida, soy flexible y me adapto a los nuevos tiempos, a las nuevas circunstancias.

11. Sigo mi corazón: para tomar decisiones escucho mi corazón y mi instinto.

12. Me perdono: reconozco que estoy aprendiendo, me perdono, suelto el pasado y sigo adelante.

13. Respeto mis finanzas: manejo mi dinero y el de los otros con responsabilidad.

14. Persistir, insistir y nunca desistir: el fracaso es el aguijón para seguirlo intentando, el fracaso me hace más fuerte.

15. Busco mi mejoramiento cada día: bebo de las fuentes que cada día me permiten crecer en el plano físico mental, emocional, espiritual.

16. Salgo de mi zona de confort: me arriesgo, exploro nuevas alternativas, me pongo a prueba, tomo riesgos que calculo.

17. Me enfoco en mi circulo de influencia: en lo que puedo manejar, en lo que puedo controlar, no pierdo energía en aquello que está por fuera, en mi circulo de influencia.

18. Manejo mí tiempo con sabiduría: no postergo, hago las cosas cuando tienen que hacerse. Soy consciente del manejo que hago de cada hora del día.

19. Lo acepto, no soy perfecta: no me importa la percepción que otros tienen de mí, actuó con espontaneidad todo el tiempo.



20. Sé quién soy: estoy en armonía conmigo, sé lo que quiero lograr.

jueves, julio 23, 2015

Sabiduría tibetana



¿Qué buscamos en el mundo? ¿Salud, paz, dinero, amor? La sabiduría de los monjes tibetanos nos brinda la respuesta: buscamos la satisfacción con nosotros mismos para poder alcanzar ese placer con los demás.

El budismo tibetano se desarrolló en los Himalayas, extendiéndose y siendo de gran importancia en zonas como el Norte de India, Nepal y Bután. Así es que, los sabios tibetanos nos dan unos consejos para tener una vida más feliz y plena. A continuación os los mostramos…


1-Habla lento, pero piensa rápido.

2-No juzgues a las personas por su familia.

3-Cuando digas “Te amo”, dilo de verdad, con el corazón y sin que sea inercia.

4-Cuando digas “Lo siento”, hazlo mirando a los ojos de tu interlocutor. Un perdón hace falta que se sienta.

5-Nunca te rías de los sueños de otras personas ni los desanimes a perseguirlos.

6-Dale a la gente más de lo que esperan de ti y hazlo con gusto.

7-Ten siempre en mente tu poema favorito o una frase que te lo diga todo.

8-No te creas todo lo que escuchas, ni gastes todo lo que tienes, duerme como si no hubiera mañana.

9-Los grandes amores y los grandes logros requieren siempre grandes riesgos.

10-Cuando pierdas, intenta aprender la lección.

11-Respétate a ti mismo, respeta a los demás y asume la responsabilidad de todas tus acciones.

12-No permitas que una pequeña disputa arruine una gran amistad.

13-Cuando sabes que cometiste un error no trates de ocultarlo. Por el contrario, afróntalo e intenta encontrar una solución rápida.

14-Pasa cada día por lo menos unos minutos a solas reflexionando tus actos.

15-Debes permanecer abierto a los cambios, pero nunca dejes de lado tus valores.

16-A veces el silencio es la mejor respuesta.

17-Lee más libros.

18-Confía en los hombres, pero cierra siempre tu puerta con llave.

19-Cuando estés en desacuerdo con tus seres queridos no remuevas hechos pasados.

20-Lee entre líneas a las personas.

21-Comparte todo con los niños, en especial tus conocimientos. Esta es la única forma de alcanzar la inmortalidad.

22-Se amable con la tierra. Ella te da cada día todo lo que necesitas.

23-Nunca interrumpas a los demás cuando estén elogiando.

24-No te entrometas en asuntos ajenos y no des consejos en vano.

25-No confíes en alguien que besa sin cerrar los ojos.

26-Visita, al menos una vez al año, algún lugar en el que nunca hayas estado.

27-Si ganas más dinero de lo que necesitas, usa un poco para ayudar a los demás.

28-Recuerda siempre que no todos los deseos pueden hacerse realidad.

29-Respeta a tus mayores, ellos ya pasaron por donde tú tienes que cruzar ahora.

30-Juzga tu éxito por lo que has tenido que sacrificar para lograrlo.

31-Tu “yo” es el punto final de tu viaje, es decir, alcanzar un profundo conocimiento sobre tu interior.

LOS HIJOS SE VAN…



Y el momento llega, los hijos se van. Entonces entendemos a Khalil Gibran, “los hijos no son tus hijos, son los hijos de la vida.

Hay que aceptarlos con esa condición, hay que criarlos con esa idea, hay que asumir esa realidad. No es que se van… es que la vida se los lleva. Ya no eres su centro. Ya no eres propietario, eres consejero.

No diriges, aceptas. No mandas, acompañas. No proyectas, respetas. Ya necesitan otro amor, otro nido y otras perspectivas. Ya les crecieron alas y quieren volar. Ya les crecieron raíces y maduraron por dentro. Ya les pasó las borrascas de la adolescencia y tomaron el timón. Ya miraron de frente la vida y sintieron el llamado para vivirla por su cuenta. Ya saben que son capaces de las mayores aventuras y de la más completa realización.

Ya buscarán un amor que los respete, que quiera compartir sin temores ni angustias las altas y las bajas en el camino, que les endulce el recorrido y los ayude en el fin que quieren conseguir. Y si esa primera experiencia fue equivocada, tendrán sabiduría y las fuerzas para soltarla, así, otro amor les llegará para compartir sus vidas en armonía. Tienen un camino y quieren explorarlo, lo importante es que sepan desandarlo, tienen alas y quieren abrirlas. Lo importante es el corazón sensible, la libertad asumida y la pasión a flor de piel.

Tú quedas adentro. En el cimiento de su edificio, en la raíz de su árbol, en la corteza de su estructura, en lo profundo de su corazón. Tú quedas atrás. En el beso que les mandas. En la oración que los sigue. Tú quedas siempre en su interior, aunque cambies de lugar.

miércoles, julio 22, 2015

Mis pensamientos son un desorden, ¿esto es normal?

Recientemente una joven paciente me hizo la siguiente reflexión, “me preocupa que muchas veces cuando estoy en oración, o estoy concentrada en algo de pronto me encuentro pensando en un montón de cosas que nada tienen que ver, mi mente es como loca, va de aquí para allá, ¿eso es normal?, ¿le pasa a todo el mundo?” 

¿Te has hecho reflexiones similares en torno a ese laberintico mundo?, poder escudriñar tu mente durante todo el día, e incluso el fantástico mundo de los sueños. 

Los pensamientos surgen de manera espontánea, desordenada, parecen una manada de búfalos que no sabemos para donde van ni con qué propósito. 

El pensamiento es como un caballito infatigable que se alimenta de su propia indolencia eterna. Inventa mundos y formas sin objetivo ni destino que conozcamos. En palabras de Joan Garriga, psicólogo humanista Gestáltico, a ratos parece domesticable y razonable, pero en otras en absolutamente creativo e impredecible, ruidoso, florido, barroco, lleno de todas las voces y de todos los rostros y todos los tiempos. 

Parece que somos dueños de nuestra mente, pero en realidad ella es la que nos gobierna. No es sino dar una rápida mirada a todo lo que ha diseñado durante una jornada, para darnos cuenta que no somos libres que no pensamos lo que queremos. No tenemos control sobre nuestros pensamientos. Algunas veces somos capaces de focalizarnos en algo por unos momentos, estamos atentos, creemos que piloteamos nuestra nave. 

Un análisis pormenorizado de los pensamientos nos llevaría a determinar que casi la mitad de ellos es puro ruido mental, sin brújula alguna, ruido que nos impide estar disfrutar ese momento único e irrepetible. Del silencio que nos habita, al cual le tenemos miedo, ignorando la felicidad que esa nada, ese silencio y esa quietud traen consigo. 

Un porcentaje menor, tal vez un 30% está relacionado con material que discute y cuestiona la realidad llevando a la producción de una bioquímica de estrés y angustia en el cuerpo. Estos pensamientos tienen el propósito de alegar con la realidad, de negarla, rechazarla, debatirla, no se aceptan las cosas como son. Este pensamiento está relacionado con nuestros deseos y miedos, es una queja. Y cuando vamos a contravía de la realidad perdemos porque enfermamos. 

Joan Garriga clasifica estos pensamientos de la siguiente manera: 




Nos queda un veinte por ciento que corresponde a ese pensamiento que es práctico y jugoso que nos sirve para entrar a la acción, que posibilita hacer algo tangible y sentirnos satisfechos. Estos últimos pensamientos están a disposición de la vida, la fertilizan, la salvaguardan, la reverencian la mejoran cuando es posible. No se desgasta en vanos tormentos, da de beber al sediento que atraviesa el desierto para llevarlo a un oasis real. Las buenas ideas abrazan la realidad, condimentan el camino de nuestras metas, nos llevan por el camino del logro y respetan el camino de los demás. El pensamiento útil no juzga, las cosas, son como son. Hace posible la convivencia sana, armoniosa y ecológica entre todos. 

Esa pequeña fracción de pensamiento que es útil, jugoso y nos lleva a buen puerto, al decir de Joan Garriga: “Tenemos por tanto, 20% de pensamientos que podríamos considerar “positivos”. Aun así, el pensamiento más bello es aquel que empieza a no parecerlo y se sienta a la puerta del Ser a esperar, porque ya lo intuye y lo anhela. Cuando se nos concede gozar de pequeños silencios en nuestro incansable oleaje de pensamientos, podemos apreciar el aroma de lo absoluto¨



En lo simple está tu grandeza





Muchas veces, no te valoras en tu justa medida. 
Muchas veces crees que no estás haciendo lo suficiente.
Que deberías esforzarte más, hacerlo de otra manera, como lo hace aquel, aquella. 
Persiguiendo las quimeras que habitan tu mente, te olvidas de tu grandeza. 
Y a veces, tienes quien te la recuerde.



martes, julio 21, 2015

¿CÓMO MANIPULAN NUESTRA MENTE?



"Te advierto, quien quieras que fueres, ¡Oh! Tú que deseas sondear los arcanos de la naturaleza, que si no hallas dentro de ti mismo aquello que buscas, tampoco podrás hallarlo fuera. Si tú ignoras las excelencias de tu propia casa, ¿cómo pretendes encontrar otras excelencias? En ti se halla oculto el Tesoro de los Tesoros. ¡Oh! Hombre, conócete a ti mismo y conocerás el Universo y a los Dioses.”
Inscripción en el templo del Oráculo de Delfos


El sistema consumista en el cual estamos inmersos busca eso que consumamos más y más. ¿Y cuál es el artilugio? La publicidad subliminal, aquella que tú consciente no pilla, con el objeto de introyectarnos órdenes. También hace uso de los arquetipos, los viejos modelos que todo el colectivo entiende, con el objeto de cambiar formas del patrón conductual.

La publicidad de Betty crocker, podría decirse que es la primera campaña que se conoce, donde se hace uso de la publicidad subliminal. La compañía lanzó al mercado una mezcla. Para preparar una deliciosa torta sólo había que agregar agua a la mezcla.

Las ventas estuvieron lejos de las expectativas de la compañía, así que contrataron a los expertos que hacían comprar a la gente cosas que no querían, para que averiguaran, por qué las amas de casa, pese a la “magia” que ofrecía el producto no lo querían comprar.

Las amas de casa entrevistadas revelaron que el uso de la masa “mágica” les generaba culpa, por no dedicar tiempo suficiente cocinando para su familia, expresión del amor hacia los suyos. El tiempo y la dificultad tenían relación directa con el amor a éstos.

Los expertos entregaron los resultados y la solución: agregar en la etiqueta: “adiciona unos huevos”. Sólo esa pequeña nota, disparó las registradoras, las ventas se fueron a las nubes.

¿Y por qué? Por el simbolismo del huevo. El huevo es símbolo de índole creativa, el cosmos para ciertas culturas ancestrales, la matriz de la creación, la esencia femenina sacra de la vida y la fertilidad. El huevo como símbolo eta instalado en el inconsciente colectivo relacionado con la vida, con la creación, el nacimiento. Así que el inconsciente del ama de casa que usaba la harina de Betty Crocker con la adición de los huevos sentía –sin darse cuenta- plenitud y satisfacción por “estar dando vida” para los suyos.

El caso de la mezcla de Betty Crocker sucedió hace seis décadas, hoy las cosas no han cambiado, toda la publicidad y todas las formas que se usan para que consumamos usan estas técnicas. Por eso compramos cosas que no necesitamos, no deseamos o no tenemos condiciones de pagar.

Si nos conocemos como nos dice el oráculo de Delfos, si somos autoconscientes, críticos de los mensajes, preguntándote cada vez que te expones a ellos, ¿esto realmente lo necesito? ¿Qué es lo que está pretendiendo venderme este anuncio? ¿Qué está introyectando en mi mente? Tal vez entonces nuestro sabio interior surja para permitirnos ver lo que antes era normal. Permite que aflore tu intuición con la consciencia en alerta lo demás se desplegará naturalmente. 



PS. Luz Marina Hoyos Duque 

Con la hipnosis clínica se combate ...





Por Luz Marina Hoyos Duque

La ansiedad es un trastorno de tipo somatomorfo acompañada de angustia, ahogo, opresión, asfixia, sudoración y sofoco por lo tanto se considera una de las somatizaciones básicas de la estructura anímica del hombre más comúnmente tratada mediante la hipnosis clínica. 


La angustia es un sentimiento que invade al sujeto, su causa permanece desconocida para él mismo. Se trata de una señal de peligro, cuando la causa se conoce y el peligro se sitúa claramente sobre un objeto real y externo al sujeto se denomina miedo. Si por el contrario ese miedo no está relacionado con un fenómeno real , se le llama miedo irracional o fobia. 

La angustia nos vuelve temerosos hacia algo no concreto, en muchas ocasiones incluso al propio miedo, miedo al miedo: expectativa angustiada
Esta ansiedad sin objeto está presente en muchos cuadros clínicos psicopatológica, llamados trastornos de ansiedad, dentro de esta categoría tenemos: 

• Trastornos de estrés,
• Fobia: trastorno de miedo irracional
• Trastorno histriónico de la personalidad
• Trastorno narcisista de la personalidad
• Trastorno de la personalidad de evitación
• Trastorno de la personalidad de dependencia.
• Trastorno de la ansiedad reactivo. Con sus variantes: por enfermedad o por duelo.
• Trastorno de la ansiedad generalizado
• Trastorno obsesivo compulsivo
• Trastorno de estrés post traumático
• Trastorno asocia de la personalidad
• Trastorno limite la personalidad
El cuadro de ansiedad se establece cuando el sujeto presenta al menos cuatro síntomas de los siguientes
• Falta de aliento
• Taquicardia
• Opresión
• Sensación de atragantamiento
• Sensación de asfixia
• Miedo a volverse loco
• Opresión torácica
• Sudoración fría
• Temblores o sacudidas
• Nauseas o vómitos
• Inestabilidad o mareo
• Despersonalización o desrealización
• Miedo a morir 

La somatización se caracteriza por trasladar la angustia a una parte específica del organismo sin fundamento biológico que lo determine. Los trastornos somatomorfos más frecuentes son el colon irritable, la fibriomialgia y en menor grado la dermatitis seborreica. 

¿Cuáles son los síntomas?
• Digestivos: nauseas, vomito, dificultades para tragar, dolores gastrointestinales, colapso del tránsito gastrointestinal) impresión de de nudo en el estomago, garganta, que la persona se siente asfixiada, ahogada, falta de aliento, colon irritable, colitis, hambre o sed desmedida.
• Cardiovasculares: punzadas, taquicardia, palpitaciones, constricciones, hinchazones, manchas en la piel.
• Urogenitales: ganas habituales dolorosas y sin eficacia de orinar, menstruación dolorosa.
• Poliuria: orina extremada.
• Respiratorios: aceleración del ritmo respiratorio, sensación de falta de aire o de tener la garganta cerrada, hipo, bostezo, ahogo, problemas relacionados con la voz, afónica o disfonía.
• Además podemos encontrar otros síntomas tales como desmayo, vértigo, alteración del sueño, sobre sudoración, temblores, desvanecimiento. Zumbidos, fatiga, dolores de cabeza.
¿Cuáles son los síntomas de comportamiento?
• Sensación de intranquilidad continúa.
• Problemas de concentración.
• Sensación de peligro inminente (expectación angustiosa)
• Malestar e irritabilidad generalizados.
• Temor a morirse o a perder el control.
• Comportamiento hipocondriaco.
• Perturbación del sueño. 

Existen dos tipos de ansiedad: la reactiva y la fóbica

La angustia o ansiedad reactiva es la reacción frente a la percepción de un peligro externo real, el individuo como respuesta huye, en caso de peligro. Está ligada los mecanismos de auto conservación del yo, es transitoria y desaparece ante la desaparición del estimulo es importante en el enfrentamiento de los conflictos que plantea la vida diaria, factor clave en la evolución de la especie. 

En la ansiedad o angustia fóbica no hay una amenaza real, es un miedo irracional, pese a que la persona comprende que carece de sentido se tiene angustiada, mantiene un alto grado de expectación angustiada. 

Es importante tener claro que hay una angustia considerada como normal, la que aparece frente a amenazas reales que nos pone alerta y nos prepara para resolver airosamente la situación que nos amenaza. Lo conocemos como estrés, estrés positivo, allí hay una liberación de adrenalina, cortisol y adeno-cortisona, entre otros neurotransmisores, sustancias químicas que libera el sistema nervioso que acelera nuestras reacciones defensivas, cuando la amenaza es imaginaria, o irreal y la angustia persiste se denomina distrés, a diferencia del primero es intermitente y se somatiza en el cuerpo, allí es donde se vuelve patológico, enfermizo. En este caso es persistente, desmedida, somatiza. El futuro es incierto amenazante, merma el autoesquema del individuo en cualquiera de sus cuatro pilares: autoconcepto, autoestima, autoimagen, autoeficacia, denominados los cuatro jinetes del apocalipsis, pues cuando uno se descarrila los demás salen detrás. 

Tratamiento 

El tratamiento de la ansiedad simple bajo hipnosis clínica no es complejo. Es necesario entender que paciente ansioso necesita un protocolo de introducción levemente más largo, pues el ansioso tiene un poco mas de dificultad para relajarse.

Referencias:

•Muller JE, Kohn L, Stein DJ. Anxiety and medical disorders. Curr Psychiatry Rep. 2005 Aug;7(4):245-51.
•White KS, Farrell AD. Anxiety and Psychosocial Stress as Predictors of Headache and Abdominal Pain in Urban Early Adolescents. J Pediatr Psychol. 2005.
•Lubit R, Rovine D, Defrancisci L, Eth S. Impact of trauma on children. J Psychiatr Pract. 2003; 9(2): 128-138.

domingo, julio 19, 2015

Simbolismo arquetípico aplicado a la manipulación mental



Te advierto, quien quieras que fueres, ¡Oh! Tú que deseas sondear los arcanos de la naturaleza, que si no hallas dentro de ti mismo aquello que buscas, tampoco podrás hallarlo fuera. Si tú ignoras las excelencias de tu propia casa, ¿cómo pretendes encontrar otras excelencias? En ti se halla oculto el Tesoro de los Tesoros. ¡Oh! Hombre, conócete a ti mismo y conocerás el Universo y a los Dioses.”
Inscripción en el templo del Oráculo de Delfos
Todos sabéis a estas alturas que la publicidad incluye y usa subliminales para imbuir en nuestra psique mil cosas distintas, desde órdenes y programas para ser ejecutados por la mente subconsciente, hasta arquetipos para cambiar conductas en las runas del patrón conductual, pasando por imágenes y formas determinadas para potenciar un cierto estado emocional, sexual, etc. Pero, ¿cómo y cuando empezó a usarse, más o menos? Veamos uno de los primeros casos de publicidad subliminal y la historia detrás del mismo, para entender cómo, aquellos que conocen el funcionamiento de nuestra psique, como estamos nosotros tratando de conocernos también, y tal y como avisa el Oráculo de Delfos, juguemos con las mismas reglas y en el mismo terreno de juego.
El caso de Betty Crocker, el pastel instantáneo
Este tipo de anuncios que vamos a ver ahora son puro control mental aplicado a las masas, algo que está imbuido por todas partes en todo tipo de noticia o publicidad que vemos. Es el conocimiento de cómo funcionamos, aplicado para que un grupo de personas, consigan lo que quieren a expensas del resto de nosotros.
Remontémonos a los años 50, cuando el psicoanálisis de Freud estaba siendo investigado por agencias como la CIA para ver que resultados tenía en la manipulación de la población de Estados Unidos. Uno de los lugares donde fueron probadas estas técnicas fue, como no, con los productos de alimentación, siendo Betty Crocker, una empresa que hacia masa para pasteles, dulces, y demás, uno de los primeros en usar estas herramientas para vender su producto. La “necesidad” salió al presentar al mercado una mezcla pre-preparada para pasteles, que hacia su trabajo de forma instantánea. Todo lo que había que hacer era poner agua en la mezcla y al horno, y el pastel salía listo en minutos, algo que era casi considerado “mágico” hace 6 décadas. Lo que pasaba es que el producto no se vendía ni a tiros, nadie lo compraba, así que llamaron a la puerta de varias agencias e institutos de la nueva ciencia de la mente para ver que podían hacer para hacerle comprar a la gente algo que la empresa sabia que la gente no quería.
Los motivos del rechazo
La empresa contrató expertos para estudiar los motivos del rechazo. Aunque, en general, las amas de casa de aquella época, reconocían la conveniencia y facilidad de hacer pasteles con el nuevo producto, no querían usarlo por sentirse culpables de no pasar el tiempo necesario cocinando y haciendo el pastel de forma artesanal, lo que representaba el cariño y amor que sentían por los maridos, hijos, y familia en general para los que el pastel estaba destinado. A más tiempo en la cocina preparando algo para los suyos, más sentimiento de quererles tenían aquellas amas de casa. Al eliminar todo ese tiempo, y poder hacer el pastel en pocos minutos poniendo solo agua, se sentían realmente culpables al sentir que “engañaban” a sus familias que creían tener un miembro trabajando duro para ofrecerles los mejores alimentos con mucho amor y consideración.
Visto lo visto, cuando Betty Crocker recibió los resultados, y, con ellos, el consejo de los expertos para solucionar el tema, se encontró únicamente con la recomendación de poner en la etiqueta del producto solo tres palabras más: “añade unos huevos”.
El simbolismo del huevo en la mente arquetípica
¿Porqué la recomendación de añadir huevo a la mezcla para pasteles? La respuesta simple pero errónea: es un ingrediente más de la misma y así las amas de casa se reconocían haciendo “algo” más que poner solo agua en ella. La respuesta correcta, el huevo es un símbolo arquetípico dirigido hacia la mente de las consumidoras para hacerles cambiar su visión del producto.
¿Que es el huevo entonces? Un símbolo para la “esencia creativa”, el universo mismo para algunas culturas ancestrales, el útero de la creación, la esencia femenina sagrada de la que toda la vida nace y su símbolo de la fertilidad. Así, el huevo, como símbolo arquetípico muy antiguo, está imbuido en nuestro subconsciente asociado a la vida, a la creación, al nacimiento, haciendo que, en el subconsciente del ama de casa que iba a añadir el huevo al preparar el pastel, se sintiera (sin darse cuenta) plena y satisfecha, por estár “dando vida” y “creando” para su familia y seres queridos.
Estas tres palabras “añadir unos huevos”, no procesadas conscientemente sino subconscientemente, eliminaban automáticamente de la psique de los consumidores, sin que ellos lo supieran, la culpa que generaba anteriormente el producto. El resultado, las ventas del pastel instantáneo llegaron a niveles astronómicos, y fue un éxito de ventas en la década de los 50 como pocos otros productos lo habían sido.
Desde entonces, poco ha cambiado.
Actualmente, esto es el pan nuestro de cada día, TODOS los anuncios, TODA la publicidad, TODO lo que consumimos por TODOS los medios de comunicación usan estas técnicas en mayor o menor medida, todo depende del conocimiento que tenga alguien en la empresa al respecto, en sus departamentos de marketing. Y por eso compramos lo que no necesitamos, no queremos o no podemos pagar, etc. Simplemente porque al no conocernos a nosotros mismos, y mira que el oráculo de Delfos lleva siglos diciéndonoslo :—), los que si que nos conocen nos mueven como desean movernos, activando los botones subconscientes que modifican nuestro comportamiento.
No es cuestión de conocer todos los arquetipos y lo que significan, ni buscarlos con lupa en cada anuncio, es cuestión de saber que están siendo usados de forma normal, común y masiva por empresas, multinacionales, gobiernos y demás, así que cada cosa que veamos a través de los medios, seamos conscientemente críticos con sus mensajes, y pensemos ¿que me estará intentando vender esto y que querrá insertar en mi mente con ello? Quizás nuestra sabiduría interior aflore y empiece a hacernos ver todo lo que hasta ahora nos parecía algo normal en el producto, al fin y al cabo, ¿quien haría un pastel sin huevos?. Lo obvio siempre tiene muchos niveles de protección y formas de pasar desapercibido, y hay que saltárselos para llegar a descubrir lo que hay realmente debajo de ello. Deja que lo haga tu intuición, solo hay que poner la mente consciente alerta y lo demás se desarrolla por si solo.

¿POR QUÉ A ALGUNAS PERSONAS SE LES HACE DIFÍCIL ENCONTRAR PAREJA?



Se dice que es distinto buscar a desear y encontrar. Es que fácilmente se puede buscar pero en forma inconsciente se quiere permanecer soltero. Esa es la gran trampa que muchos hombres y mujeres se tienden a sí mismos, y lo que hacen es buscar en los lugares y con personas que nada tienen que ver con ellas.
Aunque también el querer con tantas ansías estar en pareja generaría estados de ansiedad que tienden a “espantar”, según cuenta Andrea Burón Correa, de Árawa, Centro de Terapias Integrales. Pero las razones pareciera que son más profundas.

La especialista cree que está relacionado con problemas no resueltos con los padres, con las expectativas, con la repetición de patrones heredados, con la falta de autoestima y confianza en sí mismo. “Detrás de todo eso se encuentra el diseño divino de la vida de cada uno, o el plan perfecto de su alma.

Robert Schwartz habla de eso con bastante profundidad en el libro ‘El plan de tu alma’ y explica cómo antes de nacer los seres humanos elegimos los eventos que viviríamos en nuestra vida para cumplir el propósito con el que vinimos, tanto los eventos ‘dolorosos’ como los ‘positivos’”, sostiene.

Otras tendencias, dicen que las desavenencias entre las parejas que hacen imposible el encuentro, se deben a que los hombres son de Marte y las mujeres de Venus. “Pero por más que leamos libros sobre estos temas, si no hemos aprendido los caminos del amor, si seguimos engañándonos a nosotros mismos, traicionándonos, faltándonos el respeto y dejando que los otros también lo hagan, seguiremos creyendo que no somos merecedores del amor”, agrega. Su afirmación se relaciona con un punto importante, la autoestima.

“Si mi esencia no es ser ‘cabrona, como lo aconseja uno de los libros, me voy a convertir en algo que no soy, sólo para atraer a un hombre… y puedo hacerlo, pero en cuanto ese hombre que se sintió atraído por una máscara, descubra lo que hay detrás, dejará de sentirse atraído, y esa relación terminará”, dice.

¿Qué hacer? Por tanto, Andrea Burón, aconseja que el primer gran paso es conocerse a sí mismo, aceptarse, respetarse, ser fiel a sí mismo y amarse, porque argumenta que recién ahí se puede empezar a atraer a las personas correctas a nuestro lado.

“Es en este camino de autoconocimiento y autorrealización donde empezamos a despojarnos de los miedos que aprendimos desde que éramos pequeños”, afirma. En ese sentido, anima que el camino más fácil es ser uno mismo. Pero para serlo, habrá que sacarse el ego, las caretas, todo lo que se cree que uno es, para que desde ese lugar y con pasión se pueda realizar la misión de vida. Así, todo fluiría y la pareja se presentaría naturalmente.

“Tenemos que desandar los caminos del desamor, como dice Osho en su libro ‘Aprender a Amar’, donde entendemos que no sabemos lo que es verdaderamente el amor, porque cuando pequeños a la mayoría nos enseñaron que el amor era condicionado o requisito a portarse bien, comerse la comida y sacarse buenas notas.

Nacimos sabiendo lo que era el amor y luego lo olvidamos”, apunta. La terapeuta sostiene que cuando eliminamos las voces del pasado empezamos a liberarnos para experimentar el amor, porque dice que el amor verdadero libera. Lo demás es apego, celos, posesión, deseo de dominación.

“En el amor verdadero no existen los celos, ni el apego ni nada de eso, solo el deseo profundo de una comunión con el otro, el deseo de felicidad para el otro, incluso si eso significa no estar a su lado”, determina. Comenta que el amor necesita una atmósfera de gratitud, de agradecimiento y de no exigencia, de no expectación.

Por lo tanto, aconseja que en vez de pensar en cómo recibir amor, hay que empezar a darlo. Si das, recibirás. En ese sentido, la terapeuta del Método Rai, Magdalena Villa dice que lo fundamental es querer relacionarse con un otro para disfrutar, pero siendo consciente de quién es la pareja, los dolores que cada uno trae a la relación y jamás relacionarse desde el miedo a la perdida.

“Creo que el tema de fondo es amarse a uno mismo, conocerse, valorarse, para poder poner límites y también para poder brindarle al otro lo que soy capaz de brindarme a mi misma. Es súper difícil pedirle al de al lado que te valore, respete y ame incondicionalmente, si es que tu no conoces este estado en ti mismo”, opina. Aprender a estar solos Otro aspecto importante para llamar al amor es aprender a estar solos.

Andrea Burón, sostiene que una persona madura es aquella que no necesita nadie a quien apegarse o en quien apoyarse. Es aquella que es feliz con su soledad, que puede sentirse feliz consigo misma. Su soledad no es asilamiento sino un retiro meditativo, una celebración. “Cuando somos capaces de estar solos, el buscar pareja no se hace por necesidad, ni por deseo de que ‘alguien me complete y me dé todo lo que mis padres y la vida no me dieron’, entonces, le estamos dando a nuestra futura relación una base realmente sólida, basada en el deseo de compartir nuestro caminar junto a un ser amado y no basada en la necesidad de que el otro llene los vacíos que me ha dejado la vida”, reflexiona.
Asimismo, para Magdalena Villa la soltería puede ser una tremenda oportunidad para desarrollar la individualidad, para conocerse, reconocerse y amarse. “Aprender a hacer distintas cosas, viajar, coquetear, conocer a otros sin el peso de la pareja ni toda la responsabilidad y expectativas que se generan”, anima. Ahora, otra gran tarea es develar si en esta soltería se esconde el miedo a estar en pareja y ser feliz porque eso se proyecta, de acuerdo a lo que postula Villa.

“Se nos nota cuando estamos heridos y tratamos de esconderlo, donde muchos empiezan relaciones pero desde una coraza autoimpuesta, entonces el juego es intimidar al otro, ser distante, justamente para no generar vínculos, esta conducta finalmente habla de una muy baja autoestima”, enseña. Entonces, a la hora de preguntarse, ¿por qué no encuentro pareja con quien compartir la vida? la mejor opción será comenzar a mirarse, sanar y cambiar viejos patrones de comportamiento y aceptarse.

De seguro, esa alegría que provoca estar en el equilibrio se transmitirá para que él o la adecuada lleguen a la vida o uno se encuentre con ellas.

viernes, julio 17, 2015

Estrategias para combatir el estrés



1. Deja la rutina, periódicamente ve al cine, a un parque, a un concierto, simplemente a comerte un helado con los tuyos, tu pareja, tus hijos, un amigo.

2. Escuchar música: la música alimenta el espíritu. Cuánto hace que no escuchas tu artista preferido?

3. Camina descalzo en la grama, la arena, la montaña.

4. Disfruta de la mejor compañía: tu.

5. Agradece: que tu primer pensamiento al despertar y tu ultimo al ir a la cama sea agradecer, por tus dones, tus regalos, tus bendiciones.

6. Maneja tu tiempo, que tu tiempo no te maneje. Lista todos las tareas que tienes tal como surjan, luego prioriza. Al día siguiente tacha las realizadas y reajusta las nuevas. Las tareas en la cabeza se magnifican, cuando las llevas al papel las manejas.

7. No temas decir no, cuando no puedes atender algo o a alguien.

8. Vive el aquí y el ahora: sé consciente de tu respiración, de tu cuerpo.

jueves, julio 16, 2015

LOS HABITOS SALUDABLES REJUVENECEN



La evidencia de los secretos de juventud, salud y calidad de vida de las asiáticas, recientemente se evidenció a través de su miss universo Apasra Hongsakula que con sus 67 años luce espectacularmente joven.

Las mujeres asiáticas cumplen la máxima somos lo que comemos. Estos son los elementos que siempre están en su rutina de belleza, juventud y bienestar:

1, Te verde: aporta antioxidantes, incrementa el metabolismo, es un quemador de grasa. La clave: mezcla adecuada con otras bebidas, no abusar de su consumo para impedir deshidratación.

2. Consumo de soya: la soya es la proteína vegetal por excelencia, es versátil, de la soya se derivan el tofu, el miso, la leche…

3. Caminar: en Asia se hace uso extensivo del transporte público, esto implica caminar mucho, subir y bajar largas escaleras.

4. Temor al sol: existe una amplia conciencia sobre como los rayos UV envejecen la piel, no acostumbran hacer extensas exposiciones al astro rey.

5. Frutas como postre: en lugar de un helado o un cheescake, las asiáticas prefieren las frutas como postre, consolida el índice glicémico y controla el envejecimiento celular.

6. Jengibre todo el tiempo: en las sopas, en jugos, en el té. El jengibre estimula la circulación, aporta energía y es afrodisiaco.

7. No a la leche: en lugar de la leche de vaca se consume leche de soya. Se afirma que la leche es la culpable de las flemas en el cuerpo y las inflamaciones en el organismo.

¿Cómo está tu bienestar emocional?

Existen tres indicadores para chequear tu bienestar emocional: equilibrio emocional, relaciones armónicas con los otros y el desarrollo personal y profesional.

El rol de la educación es darnos formación para avanzar en lo personal y profesional, dejando de lado los contextos individuales, olvidando entregar elementos que proporcionen fortaleza psicológica. Así como un deportista entrena sus músculos para lograr mayor fortaleza física, se puede hacer entrenamiento mental para conseguir seguridad y de esta forma mejorar las relaciones con los otros.

¿Cuál es el momento para empezar a trabajar sobre este fortalecimiento?

Durante la infancia entre los 8 y 12 años que es el momento en que se está formando la personalidad.

¿Qué pueden hacer las personas adultas en pro de ese bienestar?



Las personas adultas podrán cambiar sus conductas, pues la tendencia natural del adulto permanece.