jueves, octubre 15, 2015

Si te caigo mal, saco partido



Hemos escuchado la expresión, “no soy monedita de oro para caerle bien a todo el mundo”. Y vemos que muchos intentan ganarse el aprecio de otros a cualquier precio, generando un gran desgaste energético y relaciones en conflicto.

No es fácil sortear la situación, pues en más de las veces esa persona con la que no conecto, está en mi círculo laboral, familiar o social y sin más tenemos que acostumbrarnos a su presencia e incluso a interrelacionar forzosamente con ella.

Aunque la situación sea incomoda, es posible sacarle partido. Las criticas si bien molestas, nos ayudan a ser mejores. Sussie Moore una coach de confianza personal dice que no está del todo mal caerme mal a algunos.

Cómo sacarle partido:

1. Es peor pasar inadvertido. Aristóteles decía que “la única manera de evitar las críticas es, no decir nada, no hacer nada y no ser nada”. La crítica significa que estás haciendo algo, que no te estás quedando quieto, para logar tus metas y sueños.

2. Qué puedo aprender: siempre recabo sobre este punto, ante un error, ante una crítica mantén la mente abierta, para evaluar, para repensar “qué es lo que dicen de mí, qué puedo mejorar, en qué tiene esta persona razón, puedo cambiar esta actitud, este comportamiento” te ayudará enormemente.

3. El otro es tu espejo: y al mismo tiempo tú eres el espejo del otro. La forma como se comportan frente a tus comportamientos es un reflejo de cómo se siente el otro acerca de su vida, de cómo lee el mundo.

4. Steven Pressfield habla en positivo de la crítica, lo llama el “elogio supremo” es la manera como una persona creativa lo siente, lo evalúa. Muchas veces la crítica nace de los celos y de la envidia, así que aprende a leer, si el otro está gastando su energía en ti algo importante estás realizando, evalúa y sigue adelante.








No hay comentarios.: